¿Para qué enfermedades sirve el kefir de agua?

Facebooktwitterredditpinterestlinkedinmail

El kéfir es una bebida con origen en las tierras del Cáucaso, donde sus pobladores lo toman desde pequeños por sus propiedades naturales y benéficas para la salud.

 

El agua de kéfir tiene un buen gusto, es sabrosa y refrescante, pero eso no es todo, además aporta un elevado contenido nutricional. Sus propiedades medicinales y curativas del kéfir de agua hacen de esta agua que sea recomendable para nuestra salud. Podemos hacer kéfir de agua en casa, lo que necesitamos son los nódulos o granos de kéfir.

 

¿Para qué enfermedades sirve el kéfir de agua?Propiedades y beneficios del kéfir de agua

  • Sirve para el fortalecimiento del sistema inmunitario y nervioso.
  • Aporta antioxidantes.
  • Combate la mala digestión y los gases.
  • Ayuda a aliviar el problema de estreñimiento.
  • Ayuda a desintoxicar el cuerpo.
  • El kéfir de agua es buena para curar la gastritis
  • Ayuda a tratar problemas de la piel.
  • Favorece el metabolismo digestivo.
  • Es buena para mejorar los niveles de azúcar en la sangre y de colesterol.
  • El kéfir de agua sirve para la anemia.
  • Ayuda al reumatismo, artritis y dolores musculares.
  • Es buena para problemas de riñones y vejiga.
  • El kéfir regula la presión arterial y el peso.

 

¿Cómo hacer kéfir de agua?

 

Ingredientes

  • 2 litros de agua.
  • 6 cucharadas de gránulos o granos de kéfir.
  • 3 cucharadas de azúcar moreno.
  • 3 cucharadas de jugo concentrado o sirope de manzana (puede sustituirse por miel, jarabe de arce, melazas…).
  • 2 higos secos, dátiles o albaricoques secos.
  • ½ limón bien limpio.

 

¿Cómo preparar?

  • Mezcla todos los ingredientes en un recipiente de cristal transparente, ciérralo herméticamente.
  • Deja reposar el preparado a temperatura ambiente.
  • Cuando el kéfir haya fermentado unos días (un máximo de tres) cuela el líquido y colócalo en la nevera.
  • El kéfir de agua está listo para su consumo.

 

Si quiere volver a preparar más kéfir vuelve a repetir el procedimiento. Pues una ventaja es que los gránulos de kéfir se reproducen con mucha rapidez.

 

Si vas a estar ausente durante unos días y no vas a preparar kéfir: déjalo en agua azucarada o lávalo, escúrrelo y congélalo en un tarro de cristal.

 

 

El kefir de agua no es lo mismo que la kombucha.

Da estrellas:
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (2 votos, promedio: 5,00 de 5)

Anuncios:

PROMOCIONADO:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *